Los sindicatos piden una reducción lineal de los salarios en el Ayuntamiento de Mieres

2012-03-29 


Imagen de la noticia

Los trabajadores del Ayuntamiento de Mieres no asumen el contenido del plan de ajuste que les presentó el pasado martes el Gobierno local y que, salvo imprevistos, se aprobará mañana, viernes, en sesión plenaria. Los sindicatos tildan de «injusto» el sistema elegido por los gestores de IU para abordar el recorte salarial de 1,4 millones de euros incluido en el programa de ahorro y que se cimienta en la eliminación de complementos salariales como la nocturnidad, la turnicidad y los festivos, entre otros conceptos. UGT, CC OO y SIPLA estarían, no obstante, dispuestos a secundar el tijeretazo en las nóminas, si el Gobierno local descarta buscar otra fórmula. Las centrales se inclinan por una rebaja lineal de los salarios, es decir, aplicando una tanto por ciento común a toda la plantilla. De no ser así, amenazan con movilizaciones.

El Gobierno de Mieres presentará mañana al Pleno para su aprobación un plan de ajuste que eleva hasta los 3,46 millones de euros los recortes de que deben abordarse este año en el Ayuntamiento. No habrá despidos, pero los trabajadores verán reducidas sus percepciones económicas en 1,5 millones de euros. «No se van a tocar los salarios base, lo que trataremos será de ajustar en otros sitios: hay pluses que van a desaparecer, la bolsa de vacaciones, gratificaciones o primas, que se van a suprimir», explicó el martes el alcalde, Aníbal Vázquez. Pues bien, los sindicatos no están de acuerdo con el procedimiento. Aunque consideran que «es injusto que nos toque pagar a nosotros la mala gestión de anteriores gobiernos locales», están dispuestos a asumir con resignación los recortes. Ahora bien, quieren un sistema más equitativo. Las centrales sostienen que con la eliminación de complementos el grueso del ajuste recaería sobre unos servicios muy concretos. «Con la propuesta del Gobierno, un peón de la limpieza o un policía local perderán unos 400 euros al mes, mientras que los altos funcionarios apenas verán reducidos sus ingresas en unos 50 euros».

Los sindicatos tiene previsto presentar en breve un propuesta alternativa al Gobierno planteando una reducción lineal de las nóminas: «Entendemos que la situación es complicada y asumimos los recortes, pero no se puede hacer pagar únicamente al que menos gana», apuntó Roberto Lucas, responsable de CC OO en el Ayuntamiento.

Fabián Álvarez, de UGT, defiende que el sistema elegido por IU para recortar el gasto salarial del Ayuntamiento no es el idóneo. «Hay que buscar una fórmula más equitativa». El dirigente sindical explicó que «el Gobierno local parece dispuesto a escucharnos y esperamos que abran una negociación, ya que hasta ahora no han contado con nosotros para nada». Por su parte, el sindicato de la Policía Local (SIPLA) señaló que es el procedimiento que defienden los sindicatos para abordar la rebaja de los sueldos coincide con las políticas que siempre ha defendido IU: «Con una reducción lineal la carga se repartiría más justamente», apuntó Carlos Cabal, representante de la central. En el supuesto de que el Gobierno local mantenga su actual planificación, los sindicatos están dispuestos a movilizarse: «Sus planteamientos no son de izquierdas y, llegado el caso, nos veríamos obligados a tomar medidas», apuntó Roberto Lucas. «En nuestro ánimo está agotar las vías de diálogo, pero si no hay cambio de postura tendríamos que actuar», apuntó Fabián Álvarez. «En el supuesto de que el ajuste se aborde con la supresión de complementos a los trabajadores no nos quedaría otra alternativa que la protesta», matizó Carlos Cabal.

Por su parte, el CSIF no suscribió ayer el discurso coordinado del resto de sindicatos. Su portavoz, Inmaculada Lomba, señaló que «los recortes no deben recaer principalmente en los trabajadores». La dirigente abogó por la supresión de «puestos de confianza y de las asignaciones que perciben los grupos políticos» y por una «profunda reorganización de la empresa municipal de transportes (Emutsa)». Sobre el sistema que debe aplicarse para ajustar las nóminas, Lomba puntualizó que «con el recorte de complementos hay servicios que salen muy perjudicados, pero hablamos de mejoras que fueron negociadas a parte sobre el salario base».

Fuente documental: La Nueva España digital